Sobre mi...


Tuve la gran suerte de nacer en una familia en la que abundan músicos.

Gracias a eso recuerdo haber tenido contacto directo con la música desde que tengo uso de razón.

Empezando por mi abuela: María Moreira (compositora, pianista y cantante profesional) quien me enseñó desde muy pequeño a apreciarla de su cimiento más teórico a su plano más espiritual.

También estuvieron y están siempre a mi alrededor amigos, familiares, conocidos, profesores y más personas relacionadas (o no) con este mundo, influenciándome como músico, pero ante todo: como persona.

Comencé a tocar a la edad de 3 años el violín clásico y a partir de ahí fui pasando por diferentes instrumentos (piano, saxofón…) hasta que al final, aun no entiendo muy bien porqué, fue con 14 años cuando acabé con un bajo eléctrico en mis manos.

Ha pasado mucho tiempo hasta el día de hoy… Tiempo en el que el bajo se ha convertido en mi forma de vida; herramienta que amo y que uso cada día para zambullirme en el que para mí es el medio de expresión más sincero: La música.

He caminado en muchas formaciones, tocando todo tipo de estilos, géneros y enfoques a lo largo de todo ese tiempo. Aprendiendo de mucha gente, adquiriendo e intercambiado todo tipo de conocimientos (tanto musicales como no musicales).

Un gran alimento que me ha permitido crecer día a día como persona dentro de una de las mejores escuelas que la vida me ha podido proporcionar…

Me dedico de forma profesional, tanto enseñando y formando a otros músicos como tocando en directo, grabando, componiendo y arreglando en estudio tanto en mis propios proyectos como para otros artistas.

Cada día sigo disfrutando humildemente con lo que hago, ya que este es un arte en el que nunca se deja de aprender.

Por muy lejos que uno llegue siempre se puede ir más allá, la clave es disfrutar el viaje…  III

Preguntas frecuentes…