Viendo a Richard Bona en el festival “cultura inquieta”

By admin / July, 14, 2013 / 0 comments

El sábado por la noche tuve el placer de ver a Richard Bona en directo en el festival de “Cultura Inquieta” en Madrid.
Nunca había visto un directo suyo antes porque las últimas veces que vino aquí justo me coincidió con fechas de bolos.
Me moría de ganas de poder ir a uno ya que considero a este artista entre mi top 5 de bajistas favoritos…

Pude estar en primera fila disfrutando como un niño, aún estoy con la ilusión en el cuerpo. La verdad que perdí la noción del tiempo por completo. Nunca jamás un bolo se me había hecho tan corto, no sabría decir cuanto tiempo duró…

Sorprende mucho (a parte de su musicalidad y virtuosismo) la calidad humana de este genio.
En el escenario transmite al 100×100 lo que es: Una persona humilde, inteligente y cálida. Digno de ser admirado en todos los aspectos.

El concierto fue como en familia: El tío no paró de interactuar y bromear con el público en todo momento, haciendo un show divertidísimo en el que había hasta señoras de más de 60 años bailando con la misma sonrisa que teníamos todos y cada uno de nosotros, durante todo el tiempo que duró la actuación (literalmente te dabas la vuelta y veías a todo el público sin excepción bailando con una sonrisa… era una pasada!).

Él consiguió que todos los que allí estábamos fuéramos un grupo de amigos viendo como otro amigo nos hacía disfrutar contándonos sus historias. Hablando “simplemente” con música.

IMG_3470

Puede parecer muy exagerado, pero de verdad que la sensación de verle en directo es profunda. Los que han tenido la suerte de poder verlo saben perfectamente a que me refiero.

También hubo momentazos, como cuando en medio de una canción de esas que sabe cantarse a capela consiguiendo sumergir al público en un estado de total concentración y silencio, a un señor le salió del alma gritar un “OLE!” rompiendo de golpe el climax al reirnos todos. A lo que Bona puso una sonrisa y fue el primero en bromear consigo mismo para decir algo así como: “venga ya está bien, vamos con un poco más de caña tíos” y empezar con toda la banda de golpe, cambiando de tercio y sin darle más importancia. Brutal la naturalidad con la que se maneja el colega ahí arriba…

Llevó con él a otros tres músicos (teclado, trompeta y guitarra). Gente  impresionante todos ellos.
El trompetista: un cachondo, pude hablar un rato con él al terminar el show. Decía que estaba feliz pero cansado de toda la gira (la dura vida del músico) y que llevaba dos años tocando ya con Richard tanto en directo como en estudio. No le conocía, era bastante joven, nunca le había visto tocando con él. Chapurreaba un español con acento yanki muy simpático jajaj, nos despedimos con un abrazo. Sin duda un gran tipo.

De todos los músicos que llevaba esta vez, el único que me sonaba era el teclista (es el que lleva siempre en sus giras desde hace años).

Un placer también, encontrarme por allí a tantos amigos músicos, alumnos y colegas que como yo, decidieron ir a disfrutar de buena música.

Os dejo un par de videos que grabé con una pequeña grabadora ZOOM Q3, la imagen no es muy buena pero no se escucha mal.

 

Leave a Reply

Post Comment